Declaracion del 1º de mayo 2004 del CIT: Luchar contra la ocupación imperialista y el capitalismo!

Por una alternativa socialista!

El 1 de mayo del 2004 acontece en un momento de creciente turbulencia y un baño de sangre en Irak. Este conflicto es el factor central de la política mundial. Los trabajadores y jóvenes de todo el mundo observan con horror los acontecimientos en Irak. Además de representar el día internacional de los trabajadores, el 1º de mayo de este año esta marcado por las protestas contra la ocupación imperialista de Irak.

El CIT llama por la solidaridad internacional de la clase trabajadora en defensa del pueblo Iraquí contra los ataques imperialistas y por el inmediato retiro de las fuerzas extranjeras de Irak. El CIT lucha por el cambio de sistema, por el derrumbe del capitalismo. Solamente la construcción de una sociedad socialista, una sociedad basada en las necesidades del pueblo y no en el lucro, podrá acabar con las guerras y la pobreza.

Como el CIT previó en su declaración del primero de mayo del año pasado, la guerra y la ocupación de Irak provocaran una corta victoria para el imperialismo . Una cosa es que la única superpotencia mundial derrotara a las desmoralizadas fuerzas de Saddam, pero otra bien diferente es conseguir ocupar y someter al país entero. El “Vietnam de Bush” revela todas las profundas contradicciones del capitalismo global. Millones de trabajadores, especialmente la nueva generación, pueden ver la verdadera naturaleza del sistema del lucro, cuyo significado es la guerra, la explotación y la crisis económica.

El mucho más volátil y peligroso desde la agresión imperialista en Afganistán y Medio Oriente. Parte de la población más pobre y excluida responde a la represión gubernamental con el terrorismo. Devastadores atentados con bombas y ataques organizados por grupos islámicos han ocurrido en Arabia Saudita, Uzbekistán, Siria, así como en Madrid.

El CIT se opone al sistema capitalista y al imperialismo, pero también rechazamos el terrorismo individual, debido principalmente a que estos ataques acaban siendo usados por los reaccionarios. El islamismo político no representa una salida para los trabajadores y oprimidos. Se trata de una ideología reaccionaria contra los trabajadores y contra las mujeres. Solamente la lucha unificada de la clase trabajadora contra el capitalismo y los regímenes de derecha pueden mostrar un camino.

La montaña de mentiras y propaganda utilizadas para justificar la guerra y la ocupación de Irak dirigida por EUA acaba desenmascarada ante el mundo. La política de conquista imperialista de Bush esta ocasionando muchas muertes de civiles, incluyendo mujeres y niños. Miles han sido muertos solamente en la ultimas semanas en duros combates en Fallujah, Najaf, Bagdad, Basra y otros lugares. Centenares de soldados norteamericanos, reclutas que se alistaron por razones económicas en su mayoría, están regresando a casa en bolsas mortuorias. Muchos miles de Iraquíes están siendo encarcelados en campos de prisioneros controlados por EUA.

A fines de abril, Bush termino con el cese al fuego en la ciudad sitiada de Fallujah y desencadeno bombardeos aéreos sobre los barrios obreros de la ciudad. Los EUA quieren subyugar y humillar al pueblo de Fallujah, que es hoy el símbolo de la resistencia a la ocupación. El estado de sitio de casi un mes en la ciudad provoco mas de 700 muertes y dejo mas de 70 mil refugiados. La mayoría de la población de Fallujah no tiene agua, electricidad ni servicios higiénicos.

El creciente numero de muertes provoca odio en todo el mundo arabe, musulman y a nivel internacional. La Autoridad Provisoria de Coalicion esta promoviendo una ocupacion ilegal y brutal que niega los mas basicos derechos humanos y democraticos. Esta claro para la matoria de las personas que la invasion de Irak no tiene nada que ver con la “liberacion” y “democracia” para el pueblo Iraqui. Millones de iraquies aun estan sin agua potable y electricidad, y diariamente conviven con el crimen y la violencia generalizada. La APC niega los mas basicos derechos sindicales. Esta guerra tenia todo a su haber para garantizar y extender el poder, prestigio e influencia del imperialismo estadounidense en Medio Oriente, y claro, conseguir el control del suministro del petroleo. Bush quiere que Irak sea un estado titere y cliente de los EUA.

En su arrogancia, el gobierno de Bush nunca imagino las consecuencias de la invasion. Hoy la ocupacion se basa cada vez mas en el uso creciente de la opresion militar en Irak, y al mismo tiempo ataques cada vez mayores sobre las libertades civiles en los EUA. Un reflejo del raciocinio desesperado de los neoconservadores de la Casa Blanca puede ser visto en un articulo reciente del periodico pro gobierno ‘Wall Street Journal’ 18/04/04. El articulo titulado “Repensando el Armagedon”, dice que la Defense Science Board basada en el pentagono, argumenta que; “no seria necesario utilizar armas nucleares de baja intencidad” contra “los estados renegados y denominados terroristas”.

Las fuerzas de ocupacion encontraron una seria resistencia desde la caida de la brutal dictadura de Saddam. A pesar de los intentos desesperados de la Casa Blanca por presentar a la resistencia como promovida por sectores “leales a Saddam” y “terroristas de Al Qaida” y la realidad es que hoy tanto la poblacion sunita como la chiita se opone a la ocupacion y muchos pasaron a tomar las armas. Esto marca el inicio de una revuelta nacional, un levantamiento contra la Coalicion y sus colaboradores.

Despues de semanas de lucha, los EUA fueron incapaces de contener la resistencia, a pesar de la enorme superioridad militar. Usar la fuerza bruta para remover figuras opositoras como el chiita Muqtal al Sadr en Najaf solo servira para provocar una mayor oposicion y conflictos. Los EUA no tienen fuerzas para contener un levantamiento chiita de bases amplias y al mismo tiempo derrotar la resistencia sunita.

Los invasores no tienen autoridad

Odiados, los invasores no tienen base de apoyo en la sociedad iraquí. La ‘Autoridad Provisional’ títere es despreciada por los irradies. La segunda mayor fuerza armada en Irak, después del ejercito estadounidense, esta compuesta por mercenarios extranjeros. Según el ejercito norteamericano, 40% de las fuerzas iraquíes entrenadas por el imperialismo “se fueron para la casa” y el 10% “cambio de bando” después que los EUA atentaron contra Muqtad al Sadr.

En un intento por salvar su propio pellejo, el gobierno de Bush esta ahora buscando envolver a la ONU en la administración de Irak. Algunos sectores de izquierda ven como positivo que la ONU juegue un papel en este conflicto. Defendiendo que las tropas de la ONU sean enviadas a Irak y argumentan que estas deben ser formadas a partir de naciones árabes y musulmanas para demostrar mayor ‘sensibilidad’.

Pero la ONU no es un organismo neutral actuando bajo principios abstractos de justicia, derechos humanos, etc. Se trata de una organización de estados nacionales dominada por las grandes potencias capitalistas. A final de cuentas, fue la ONU que siguiendo las ordenes de los EUA y otros países imperialistas, implemento una década de sanciones contra Irak, provocando la muerte de mas de un millón de iraquíes. Una administración de la ONU en Irak, independiente de la composición de sus fuerzas, es solo otra forma de dominación imperialista. La administración de la ONU en Afganistán, en los Balcanes y donde quiera que sea no es mas que una dominación imperialista con nuevo ropaje.

Los EUA continuaran teniendo una enorme presencia militar en Irak después de la “retirada” el 30 de junio y decidirá todas las principales cuestiones de gobierno. Una nueva administración no tendrá poderes reales de soberanía, incluyendo lo que respecta al control sobre su territorio y fuerzas armadas. El poder real quedara en las manos de John Negroponte, el pro cónsul designado por EUA para Irak. Este hombre colabora en la creación de escuadrones de la muerte de derechas en América Central durante los anos 80.

El secretario de estado de EUA, Collin Powell, intento explicar sus expectativas en torno a las relaciones entre los EUA y un futuro gobierno iraquí: “Espero que ellos entiendan que, para que este gobierno se estabilice y funcione, para que sea efectivo; parte de su soberanía tendrá que ser retirada, o en otros términos ser limitada por ellos… ellos permitirán que la ejercitemos en su nombre y sobre su permiso”.

El CIT defiende el inmediato retiro de las fuerzas imperialistas de Irak. Defendemos las iniciativas que unifiquen a sunitas, chiítas, curdos y todos los otros grupos para expulsar al imperialismo. Por la formación de milicias de los trabajadores democráticamente controladas y organizadas por sobre las fronteras de las diferentes comunidades. A falta de fuertes organizaciones de la clase trabajadora, existe el peligro real de que la situación en Irak degenere en una guerra civil étnica, religiosa y nacional.

Solamente los trabajadores de Irak pueden encontrar una salida para acabar con la ocupación y explotación a través de una lucha de masas por cambios profundos. Irak posee una rica historia de lucha de clases. Con sus propias organizaciones independientes, los trabajadores iraquíes con el apoyo de las masas del mundo árabe, pueden luchar para expulsar al imperialismo. La construcción de organizaciones de clase puede demorar algún tiempo para su desarrollo, pero es el único camino a seguir.

La “alternativa” de movimientos políticos islámicos representa un callejón sin salida para las masas, como lo demuestra el cruel ejemplo de Irán o Afganistán. Solamente un movimiento socialista de masas contra el imperialismo, sus marionetas y el sistema de lucro puede conquistar la autentica liberación nacional y social.

Rechazamos la mentira racista de Bush y Blair que dice que el pueblo iraquí no conseguirá gobernarse a sí mismo. Defendemos la elección de una autentica Asamblea Constituyente y la constitución de un gobierno que represente a los trabajadores y los pobres. En lugar de entregar las riquezas originadas del petróleo y otros recursos a los amigos ricos de Bus, un gobierno de los trabajadores estatizaría estos sectores de la economía y los pondría bajo control y administración democrática de los propios trabajadores.

La ira contra el gobierno de Bush se agrava con la decisión de la casa Blanca de adoptar explícitamente los planes de Sharon para continuar con la opresión sobre los palestinos. Bush con el leal Blair a su lado, dejo fuera cuarenta años de “política diplomática” occidental sobre la cuestión Israel / Palestina y apoyo los planes de asentamientos estratégicos de Sharon para la Franja de Gaza y Cisjordania.

El CIT defiende el derecho de los palestinos a su propio estado. El fin de la opresión sobre los palestinos solo podrá ser alcanzado a través de la lucha de masas por la liberación nacional y social. Defendemos un estado palestino socialista independiente y un Israel socialista como parte de una confederación socialista regional. Con el fin del capitalismo y de la opresión, el problema de los refugiados, derechos sobre el agua, la tierra, etc., podría ser resuelto entre los propios trabajadores. El CIT en Israel esta por una política independiente de la clase trabajadora contra las políticas derechistas y beligerantes de Sharon y los principales partidos israelíes.

La opción del "Mal Menor?”

La pesadilla iraquí esta provocando profundas divisiones en la clase capitalista de los EUA, Gran Bretaña y en el ámbito internacional. El fantasma del “síndrome Vietnam” retorna a la Casa Blanca –que planeo y condujo la invasión a Irak- y a los millones de trabajadores y jóvenes norteamericano que se opusieron a la guerra y a la ocupación. Según las encuestas, la mitad de la población de EUA hoy quiere una salida rápida de Irak.

Junto a la creciente crisis política en los EUA, la economía aun permanece estancada y la inflación crece. Los precios de la comida y el combustible subieron recientemente, provocando una caída en el nivel de vida de los trabajadores.

Existe un fuerte sentimiento entre los trabajadores de los EUA de que necesario hacer cualquier cosa para librarse de Bush en las próximas elecciones presidenciales. Esto se ve reflejado en la opción por el llamado “mal menor”, es decir, el voto al candidato del Partido los Demócrata John Kerry. Pero Kerry, el senador más rico de Norteamérica, apoya los objetivos de la ocupación de Irak y saludo las políticas de Sharon. Kerry defiende el envío de mas tropas a Irak. Si es elegido para ocupar la Casa Blanca, él va a continuar con las políticas neoliberales de ataque a los trabajadores y pobres. A pesar de algunas diferencias tácticas entre Republicanos y Demócratas, no existen diferencias fundamentales entre estos dos partidos.

El CIT en EUA (Socialist Alternative) apoya la campaña presidencial de Ralph Nader. Aunque este candidato no defiende un programa socialista, Nader es una alternativa radical a los dos partidos de los grandes capitalistas. El esta ganando el apoyo de muchos trabajadores y jovenes debido a sus criticas a la grandes corporaciones y a la guerra en Irak. El CIT defiende que la campaña electoral de Nader sea utilizada por los activistas sindicales, del movimiento popular y de la juventud radicalizada, como una plataforma para el lanzamiento de un nuevo movimiento por un nuevo partido de masas de la clase trabajadora.

En Europa, también existe un fuerte sentimiento contra los gobiernos derechistas y pro guerra, así como en Australia y otras regiones. Los neoconservadores y sectores pro guerra están preocupados. Bush, Blair y Berlusconi pueden seguir el mismo camino del gobierno de Aznar en España. La decisión del gobierno japonés de enviar tropas a Irak también polariza a este país y puso a su gobierno sobre una enorme presión.

El fuerte sentimiento de oposición a los gobiernos quedo claro de forma dramática en España, cuando los trabajadores causaron un terremoto político y removieron al gobierno de derecha del PP en marzo pasado. Esto sucedió luego de que el Primer Ministro José Maria Aznar intento responsabilizar falsamente a la ETA por los atentados con bomba en Madrid. El pueblo Español se puso en contra del terrorismo reaccionario del islamismo político, pero también rechazo al gobierno pro-guerra y pro-mercado del PP.

En muchos países, los partidos social-demócratas en la oposición serán los mayores beneficiados con este sentimiento anti-guerra y anti-neoliberal. Sin embargo estos partidos no representan una solución para la clase trabajadora.

Bajo una enorme presión, el gobierno del PSOE (Partido Socialista) de José Luis Rodríguez Zapatero en España esta retirando las tropas de Irak. La dirección del Partido Laborista de Australia promete hacer lo mismo si derrota al gobierno de John Howard en las elecciones a finales de este año.

Sin embargo, a pesar de retirar las tropas y adoptar una retórica oportunista, los social-demócratas son partidos esencialmente pro-capitalistas. Una vez en el poder, ellos implementaran políticas de cortes y ataques a los derechos de los trabajadores y a sus condiciones de vida, como ha sido demostrado anteriormente en su paso por el gobierno. Por mas ilusiones que algunos trabajadores y jóvenes puedan tener en estos partidos, estas serán muy pronto desechadas una vez que ellos lleguen el poder. El gobierno del PSD en Alemania, que se mantuvo en el gobierno en las elecciones del 2002 debido parcialmente a su postura anti-guerra, esta hoy adoptando una política durísima de cortes a los gastos sociales.

El CIT defiende la creación de nuevos partidos de masas de la clase trabajadora. También esta dispuesto a trabajar en los movimientos y en las elecciones junto a otras autenticas organizaciones de izquierda y de los trabajadores. La sección alemana del CIT (SAV) esta trabajando junto a otras organizaciones de izquierda en varias regiones para presentar una alternativa al gobierno del PSD y a los partidos opositores de derecha.

El CIT también participa en elecciones bajo su propia bandera y ha conquistado posiciones en parlamentos locales y nacionales en varios países, como es el caso de Irlanda, Gran Bretaña y Suecia. Candidatos del CIT para las elecciones del parlamento de la Unión Europea en junio serán presentados en Irlanda, Suecia y Bélgica, siempre en oposición a la Unión Europea de los patrones y llamando a la solidaridad de los trabajadores por sobre las fronteras nacionales.

El CIT en Polonia, Republica Checa y otros países del Este de Europa alertan a los trabajadores que la incorporación de diez nuevos estados a la Unión Europea no significara el fin de la pobreza y la explotación. En la practica, los nuevos países de la UE terminaran siendo usados como fuente de mano de obra barata por los patrones.

Secciones del CIT también juegan un papel importante como tendencias de varios partidos de izquierda, como el Partido Socialista Escocés o el Partido Socialista de Holanda. El CIT por ejemplo, juega un papel clave en la defensa de políticas socialistas dentro del Partido Socialista Escocés. Trabajamos para construir esos partidos con un programa que promueva ideas socialistas claras y que resistan las inevitables presiones para capitular ante las políticas reformistas.

No existen garantías de que estas nuevas formaciones de izquierda sean de hecho victoriosas. Esto, en ultima instancia depende del programa e ideas adoptadas, además de una posición clara de independencia de clase. En Brasil, el triunfo electoral de Lula y de su partido el PT (Partido de los Trabajadores) con una gran mayoría, levanto ilusiones entre los trabajadores y los pobres, con la promesa de promover cambios reales.

Lamentablemente, el gobierno de Lula deja claro que no esta dispuesto a romper con el capitalismo. Al contrario de esto, implemento una política contraria a los trabajadores, provocando una gran decepción y oposición a su gobierno. Profesores, trabajadores de la salud, previsión social y empleados públicos federales están entrando en huelga. Los sin tierra organizaron mas de 80 ocupaciones de tierra en el mes de abril. En este nuevo escenario, el CIT esta trabajando junto con otras fuerzas de izquierda de Brasil para lanzar una nueva alternativa de izquierda al PT.

Lecciones de Haití

En Venezuela, las fuerzas de la reacción han fracasado repetidamente en sus intentos por derrocar al régimen populista de izquierda de Hugo Chávez. A pesar de esto, para garantizar el proceso revolucionario que se inicio en Venezuela los trabajadores necesitan construir organizaciones independientes y tomar el control de la economía, principalmente la industria del petróleo. Un gobierno obrero y de campesinos con un programa socialista revolucionario representaría un faro para el resto del continente provocando otros movimientos de masas. Apoyado por los trabajadores y jóvenes de América del Norte, la revolución Venezolana se tornaría invencible frente a la contra revolución capitalista.

La remoción del presidente Aristide en Haití a inicios de este año mediante un golpe apoyado por EUA es una alerta para los trabajadores de Venezuela y de toda América Latina y Central. Aristide, un ex-cura radical, fracaso en promover verdaderos cambios para las masas del país más pobre del hemisferio norte. Sin embargo los neoconservadores de Washington no podían seguir sustentando el populismo inofensivo de Aristide y su apoyo, aunque débil, entre los habitantes de las favelas. Washington conspira con ex-oficiales del ejercito haitiano y otros sectores reaccionarios, obligando a Aristide a dejar el país. Ahora las masas haitianas tendrán que soportar un régimen derechista, brutal y aun más pro-norteamericano.

La misma necesidad urgente de una alternativa de la clase trabajadora es evidente en África y Asia. Militantes del Movimiento Socialista Democrático, sección del CIT en Nigeria, juegan un papel clave en el opositor Partido de la Conciencia Nacional y también luchan en los sindicatos para adopten acciones firmes contra el aumento de los precios de los combustibles y otros ataques.

La mantención del Congreso Nacional Africano (CNA) en el poder en Sudáfrica, con una baja participación en las elecciones, no reflejaron un apoyo de los trabajadores y los pobres al programa neoliberal de Trabo Mbeki. En realidad, el CNA aun consigue mantenerse en el gobierno apelando a su pasado de lucha contra el apartheid y también gracias a la ausencia de una alternativa socialista de masas. Esta alternativa será construida a través de luchas. Grandes campañas se levantaron para oponerse a los planes de privatización del gobierno del CNA en Sudáfrica. El Movimiento Socialista Democrático (DMS), sección del CIT en Sudáfrica, participa en estas luchas. Y junto al Movimiento Estudiantil Socialista, el DMS también esta envuelto en las luchas en las universidades, como la actual campaña en la Universidad de Witwatersrand, iniciada después de que la administración redujo las becas estudiantiles a la mitad.

La unidad de los trabajadores por sobre las diferencias religiosas, tribales, étnicas y nacionales es una necesidad para poder presentar una alternativa al poder de los capitalistas y latifundistas del mundo neocolonial. El fracaso del gobierno de Megawati en Indonesia para responder a las expectativas de masas luego de que un movimiento revolucionario lograra derrumbar a la dictadura de Suharto a fines de los noventa, se reflejo en los pobres resultados electorales de su partido. La ausencia de una oposición socialista de masas en este vasto archipiélago, puede degenerar en conflictos étnicos, religiosos y nacionales aun peores.

El Partido Socialista Unificado (USP), sección del CIT en Sri Lanka, recientemente obtuvo importantes resultados en las elecciones nacionales. El USP fue el único partido de izquierda que se presento tanto en las áreas Singalesas como entre el pueblo Tamil. El CIT en la India, Cachemira y Pakistán también levanta y defiende la unidad de la clase trabajadora y el socialismo como alternativa a la barbarie del capitalismo, del comunalismo y de la opresión nacional.

Condiciones del “Tercer Mundo”

En los últimos años vimos enormes movimientos de oposición y revueltas populares en Asia y América Latina. Esto es consecuencia de las terribles condiciones de vida de las masas en el llamado “tercer mundo”.

Desde el inicio de los años ochenta, el numero de personas viviendo con menos de un dólar al día se duplico, saltando de 164 millones a 314 millones de personas. Mas de medio billón de africanos viven con menos de dos dólares por día.

Desempleo y sub-empleo son endémicos bajo el capitalismo. De acuerdo con la Organización Mundial del Trabajo (OIT), el desempleo mundial llega a un record de 185,9 millones de personas el año pasado, “a pesar de un mayor crecimiento global”. Los jóvenes enfrentan un índice de desempleo que llega al 14,4% a nivel mundial. La OIT estima que el numero de “trabajadores pobres” en el mundo llega a 550 millones.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la expectativa de vida esta cayendo y la mortalidad infantil esta creciendo en los países más pobres del mundo, y la desigualdad a nivel global en la atención de los servicios de salud creció. En todo el mundo, 60 millones de personas están infectadas con VIH/SIDA, matando a miles todos los días, principalmente en África.

A escala mundial, 840 millones de personas están crónicamente desnutridas. Por lo menos 96 países no están en condiciones de alcanzar las llamadas “metas del milenio” respecto a la universalización de la educación antes del 2015. en la practica, 104 millones de niños no reciben ningún tipo de educación formal.

Al mismo tiempo, el gobierno de Bush gasta la astronómica cifra de 20 billones de dólares en la preparación de su guerra colonial contra el pueblo iraquí y muchos millones mas en la ocupación del país. El gobierno de EUA ha liberado de impuestos a los súper-ricos de la elite estadounidense.

Las masas del mundo neocolonial no están pasivamente aceptando este status quo. El deterioro de las condiciones económicas y sociales, junto con la corrupción y la opresión de las elites dominantes esta llevando a la búsqueda de alternativas.

En los países occidentales, los socialistas también están construyendo una alternativa a los partidos de derecha. El CIT en Alemania (SAV) ayudo a iniciar las primeras protestas y manifestaciones contra el programa de cortes de los gastos sociales del gobierno de Schroeder. Cerca de 100 mil personas marcharon en Berlín en noviembre pasado. Esto comenzó un movimiento que termino con medio millón de personas marchando contra las “reformas” en varias ciudades alemanas el 3 de abril de este año. El SAV esta ayudando a organizar importantes redes de activistas de base en sindicatos importantes, como Ver.di (trabajadores públicos). Aunque están en una etapa inicial, estas organizaciones de activistas representan el inicio de una lucha de estos dirigentes sindicales para sacar las manos de los burócratas de derecha.

Los años 90 marcaron un giro a la derecha de los dirigentes sindicales. El numero de afiliados a los sindicatos cayo y hubo un numero menor de activistas sindicales en los lugares de trabajo. Muchos trabajadores mal pagados, de medio tiempo y precarizados fueron dejados sin organización sindical. En varios países, el CIT esta envuelto en la lucha para organizar a estos trabajadores, jóvenes en su mayoría. El movimiento Unite!, Campaña contra los bajos salarios en Australia, ha recibido gran cobertura de los medios y ha colocado a la defensiva a los patrones de la región central de Melbourne.

Después de una década donde las condiciones de vida se desplomaron como resultado de la desastrosa restauración del capitalismo, una nueva generación de jóvenes esta buscando una salida en la ex-Unión Soviética. Hace diez años se prometió a los rusos un “capitalismo de tipo norteamericano”, pero en lugar de esto, los niveles de vida cayeron a condiciones inferiores a los de la propia Unión Soviética. El aumento de los precios del petróleo es la razón principal para que la economía no salga a flote en esta región. En Ucrania, que posee la segunda mayor población de la región, un tercio de la población esta oficialmente viviendo en la pobreza.

El presidente ruso Putin se mantuvo en el poder bloqueando cualquier oposición real en la disputa electoral. Él esta incrementando sus poderes y las ambiciones imperialistas del estado ruso. Al mismo tiempo, la sangrienta guerra en Chechenia continua.

En Georgia, existe también un conflicto armado entre el gobierno central de Mikhail Saakashvili y la provincia de Ajara. Después de la llamada “revolución de las rosas” que derribo al corrupto gobierno de Edward Shevardnadze en noviembre pasado, el gobierno de Saakashvili, apoyado por EUA, fracasa en atender las necesidades del pueblo de Georgia. La economía esta debilitada y el pueblo vive en la pobreza. En estas condiciones, es bastante probable la intensificación de conflictos entre un débil gobierno central y fuerzas separatistas regionales, incluyendo a Abkhazia y a Ossetia del Sur. Pero es la clase trabajadora la que más pierde con una situación de guerra civil.

Esto quedo bien claro en la ex Yugoslavia, donde murieron centenas de miles en una década de guerras. Sin embargo, la administración de la ONU/OTAN no garantizo ninguna solución. Su poder es ejercido de forma anti-democrática y al servicio de las grandes potencias y del gran capital. Las divisiones étnicas y nacionales se mantienen. Recientemente exploto un conflicto en Kosovo entre albaneses y servios. Miles de servios han sufrido la “limpieza étnica”. Estas comunidades nacionales tambien se han enfrentado con las tropas de la ONU/OTAN.

Los militantes del CIT en la ex Unión Soviética y el este de Europa luchan por una política de independencia de clase y por la construcción de organizaciones de trabajadores para unificar a la clase por sobre las diferencias étnicas y nacionales.

La amenaza de la extrema derecha

La extrema derecha, los partidos neofascistas y populistas de derecha como el BNP en Gran Bretaña o el Vlaams Blok en Bélgica, están intentando obtener ventajas electorales en una situación de creciente rechazo ante el sistema político corrupto y pro-mercado. Estos son apoyados por la demagogia y políticas anti-inmigrantes de los políticos y gobiernos.

Al inicio de este año, el gobierno de Chirac en Francia, implementa una política de prohibición del uso en las escuelas del hijab o velo en las mujeres musulmanas. El gobierno intento presentar esto como una medida “progresista” y, lamentablemente algunos sectores de izquierda apoyaron estas medidas coercitivas. El CIT en Francia se opuso a esta prohibición afirmando que esto ayuda a los racistas. Esto también fortalece la posición de los dirigentes reaccionarios de la población musulmana y divide a estas comunidades aun más.

Es un error creer que una ley, prohibiendo los derechos de mujeres estudiantes en las escuelas podrá “liberarlas”. Solamente la lucha unificada de la clase trabajadora, sobre las divisiones religiosas, raciales y sexuales, puede conquistar derechos auténticos para las mujeres.

Sin embargo, las recientes elecciones municipales y regionales en Francia, que resultaron en una derrota al gobierno de Chirac frente al Partido Socialista en la oposición, demostraron que Chirac no fue capaz de explotar la cuestión racial como pretendía.

El gobierno de los partidos Fianna Fail y de los Demócratas Progresivos en Irlanda, pretende realizar un referéndum para impedir que hijos de inmigrantes nacidos en Irlanda sean considerados automáticamente ciudadanos irlandeses. El gobierno Holandés de coalición del Primer Ministro Balkenende quiere obligar a mas de 20 mil refugiados a retornar a sus países de origen azotados por la guerra y la pobreza. En ambos casos, estos gobiernos de derecha intenta desviar la atención de los graves problemas sociales de sus países luego que el periodo de crecimiento económico llegara a su fin.

La sección del CIT en Holanda, Offensief, participa de las protestas de masas contra la cruel expulsión de refugiados. El diputado del Partido Socialista, sección del CIT en Irlanda, Joe Higgins, denunció que el gobierno manipula la cuestión racial e intenta usar a los inmigrantes como chivo expiatorio del mismo modo que intento demonizar a los activistas del movimiento contra el bin tax (un impuesto local) en Dublín oeste el año pasado.

El Partido Socialista jugo un papel central en la lucha de masas contra el bin tax y tuvo a Joe Higgins y a otros miembros y representantes del partido, así como a otros activistas, presos por luchar contra este impuesto injusto.

El CIT lucha por el pleno empleo e inversiones publicas masivas en vivienda, salud y educación para minar el terreno sobre el cual los racistas, fascistas y populistas de derecha se sustentan. Esto debe estar ligado a la lucha para construir nuevos partidos de masas de la clase trabajadora.

30ª aniversario del CIT

Además de conmemorar el 1º de mayo, este año marca el 30ª aniversario de la conferencia de fundación del CIT. El año 1974 aun estaba bajo la influencia de los poderosos eventos revolucionarios de 1968 en Francia cuando los estudiantes y 10 millones de trabajadores realizaron una poderosa huelga general. El inicio de los años 70 fue marcado por grandes movimientos de la juventud y fermentación en los sindicatos y partidos obreros, así como por la campaña contra la guerra de Vietnam. Poco tiempo después de la conferencia de fundación del CIT, estalla una revolución en Portugal que derriba al régimen militar.

En este periodo, el CIT se dio la tarea de ayudar a construir una nueva Internacional de la clase trabajadora. Las otras organizaciones de izquierda habían fracasado en ofrecer un programa y perspectivas para la nueva situación mundial que se abría en aquel periodo. Por otro lado, el CIT enfatizo la necesidad de basarse en la clase trabajadora y llevar las ideas socialistas a los trabajadores y jóvenes. Con su poder y conciencia colectiva, la clase trabajadora es la fuerza más decisiva del planeta.

Treinta años después, el CIT construyo una importante presencia en Europa y fundo secciones y colaboradores en todos los continentes, de Australia a las Americas. La segunda mayor sección del CIT se encuentra hoy en África, en Nigeria, donde los trabajadores enfrentan niveles terribles de pobreza, corrupción y divisiones étnicas y nacionales.

El CIT inicio, dirigió y participo en muchas campañas y luchas. Entre ellas esta la heroica lucha de los 47 concejales de Liverpool en los años 80 y la victoriosa lucha contra el poll tax (impuesto sobre la vivienda) en Gran Bretaña que ayudo a derrumbar a la Tatcher. El CIT construyo una base importante en los centros de trabajo y barrios obreros. En Irlanda (del Norte y del Sur), Escocia, Inglaterra y Gales, y en otros países, el CIT conquisto posiciones de dirección en ejecutivos nacionales de sindicatos. Muchos otros ejemplo pueden ser dados de las luchas y sucesos del CIT en las ultimas tres décadas. Lo que esta claro es que la trayectoria y situación actual del CIT representan un paso importante en el camino hacia una nueva Internacional obrera de masas.

El 1º de mayo del 2004 esta marcado por la acción conjunta de sindicalistas, activistas anti-guerra y anti-capitalistas en las calles. Sin embargo, sectores de la clase media han anunciado el fin de los movimientos anti-capitalistas y anti-globalización. Esto no es correcto. Las primeras fases de las protestas anti-capitalistas fueron en gran parte incorporadas por los poderosos movimientos anti-guerra, con millones de personas tomando las calles en todo el mundo. Mientras exista el capitalismo y el imperialismo existirá también la pobreza y la explotación y la resistencia de masas.

Trabajadores y jóvenes en particular se levantaran para protestar contra las injusticias del sistema. Grandes protestas continuaran aconteciendo en torno a la cuestión de Irak, pero también sobre otros temas, como la pobreza del “tercer mundo”, el comercio injusto, el comercio de armas y los graves problemas ambientales. Muchos jóvenes están indignados ante la destrucción del medio ambiente por parte del capitalismo global. De acuerdo con el “Intergovernmental Panel on Climate Change” un cuarto de los animales y plantas terrestres del mundo se extinguirán en los próximos 50 años a raíz de la destrucción y el calentamiento global, causado principalmente por las grandes compañías mundiales.

Cada vez mas los trabajadores y jóvenes de todo el mundo llegan a la conclusión de que necesitan de un partido propio para terminar con esta destrucción ambiental sin precedentes, para resistir al imperialismo y a la guerra y para transformar la sociedad. A través de la lucha global verán la necesidad de una poderosa Internacional socialista. En su trigésimo aniversario, el CIT reafirma su papel como parte de la lucha por alcanzar ese objetivo.

  • No al imperialismo y al capitalismo –fuera las tropas de Irak y de Medio Oriente!
  • Únete al CIT en la lucha por una nueva Internacional obrera de masas!
  • Lucha por el socialismo mundial!

Special financial appeal to all readers of socialistworld.net

Support building alternative socialist media

Socialistworld.net provides a unique analysis and perspective of world events. Socialistworld.net also plays a crucial role in building the struggle for socialism across all continents. Capitalism has failed! Assist us to build the fight-back and prepare for the stormy period of class struggles ahead.
Please make a donation to help us reach more readers and to widen our socialist campaigning work across the world.

Donate via Paypal

Liked this article? Please become a Patreon! and support our work

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


May 2004
M T W T F S S
« Apr   Jun »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31